viernes, 30 de marzo de 2012

Tarta de la casa de los Pitufos



Lo confieso, me encantan las tartas con mucho color. Y esta tiene colores por fuera y corazón azul por dentro.

A Daniel le encantan los pitufos, y después del éxito que tuvo el año pasado su tarta de Bob Esponja, este año, había que pensar en algo también chulo pero diferente y por supuesto, 100% al gusto del cumpleañero, nada de chocolate!!!

El bizcocho era de vainilla (misma receta que el que usé para el Rainbow Layer cake) pero teñido solamente de color azul.
Esta vez horneé todo el bizcocho de una sola vez en lugar de hacer las capas, y como siempre lo empiezo a preparar tan tarde, hago mil cosas a la vez y me distraje un poco.... así que se pasó un poco el tiempo del horno. Suerte, que la receta de este bizcocho es deliciosa y combinada con el buttercream no se notó.
El relleno como os decía era el buttercream sencillo de vainilla. No tengo ninguna foto del interior pero quedó muy vistosa.

La idea original era modelar en fondant absolutamente todo, incluidos los pitufos. De hecho, modelé un pitufo el día antes de empezar con la tarta, pero después me dí cuenta que las dimensiones no eran las correctas y ese modelo pitufo-goliant no cabría en mi seta..... Era viernes por la tarde, agotada de trabajar muchas horas toda la semana, así que cedí a la recomendación de Roberto, que me sugirió comprarlos de miniatura para que Daniel los conservase de recuerdo y de paso, podía simplificar el trabajo.... hasta el último momento, albergué la esperanza de sacar tiempo para modelarlos, pero finalmente cedí al cansancio, y al ver el conjunto acabado no me pareció mala idea, y así podría dedicarle algo más de tiempo al resto de los detalles.....

Reservé buttercream del relleno, para teñirlo de verde y utilizando la boquilla especial para el efecto cesped, cubrí la parte inferior de la tarta.
Con fondant negro y blanco, mezclado con dos tiras de cada color pero sin llegar a unir ambos colores, hice unas piedras. 


La puerta la terminé con el acabado de rodillo texturizador y las flores con cortador, pero estas tienen el mérito de que las hizo mi hija Alejandra de 4 años, que le encanta cortar flores de fondant :-)




La seta era un bizcocho igual que el del piso inferior pero teñido en color verde y mismo relleno. La parte superior de la seta fue un invento nuevo muy sencillo. Mi idea original era preparar Rice Krispies Treats pero no tenía nubes (esponjitas o marshmallows como las llaméis cada uno) y tuve que improvisar. Derretí en un bol curvo para cereales chocolate de cobertura con nata (vamos, el clásico ganache de chocolate) y añadí krispies de chocolate que fui poco a poco apretando asegurándome de que quedase my mezclado con el chocolate fundido. Lo tapé con film transparente y lo metí en el congelador unos 20-30 min. Con un cuchillo afilado vais recortando los bordes hasta conseguir sacarlo de una pieza, y listo!!! se desmenuza un poco pero el aspecto y sabor es como el turrón suchard de chocolate!!!! humedecí un poco la superficie con el chocolate templado para que el fondant rojo se adheriera y ya está la cubierta de la seta!!!!




Lo próximo que me autoregalaré (porque nadie me compre estos juguetillos) son los cortadores de las letras. Ya que hasta ahora los nombres van a mano con rotulador comestible :-D


Espero que os haya gustado!!!!


1 comentario:

Ana Perdomo Perdomo dijo...

Qué cosas más lindas haces! Me convierto en seguidora tuya y a partir de ahora espero poder aprender y compartir contigo ideas y recetas.

Te he dejado un regalo en mi blog: maxoanacupcakes.blogspot.com

Un abrazo!